Seguidores

viernes, 23 de octubre de 2009

Higuera (Picus carica)… Un árbol de la Tierra Prometida

Pues es cierto… este árbol “feo” de tronco gris y grandes hojas onduladas está reflejado en el Antiguo Testamento como uno de los árboles más abundantes del Paraíso, esa Tierra Prometida de la que fuimos desposeídos por entrar en pecado Adán y Eva. Entre sus páginas también cuenta que tras ser expulsados del Paraíso eligieron las hojas de estos árboles para tapar su desnudez.
Puede ser considerado el primer elemento vegetal en estado natural que el hombre utilizó en agricultura. Muy por delante de la cebada o el trigo, según puede verse en los gravados egipcios de hace más de 4.500 años. Para terminar con esta pequeña inclusión histórica nombrar que los romanos la utilizaban en las ceremonias religiosas, también se empleaban los higos como objeto de cambio en las festividades a modo de regalo.
La higuera no requiere una calidad de suelo muy especial para su cultivo. Su porte es pequeño, variando entre los 3 y los 6 metros de altura, no desarrolla un tronco principal como en la mayoría de los árboles, sino que salen varias ramificaciones de una misma raíz. Su madera es frágil, por lo que es fácil su partición. Troncos lisos y de color grisáceo. Sus deliciosos frutos y sus propiedades curativas lo han hecho ser uno de los árboles más cultivados. Sus hojas son grandes palmeadas, de tacto rugoso, áspero y son perennes.
Su nombre científico viene del latín; FICUS significa higuera y CARIA es la región de Asia Menor de donde proviene.
Los higos que en este tiempo otoñal se recolectan son muy utilizados de forma cruda en la cocina, como fruta, como condimento o acompañamiento, al poseer una gran cantidad de vitaminas y una gran cantidad de azucares. También es utiliza la higuera en el tratamiento de algunas enfermedades. Puede utilizarse para el estreñimiento, para el tratamiento de verrugas, procesos reumáticos, resfriados, problemas bucales. Sus hojas poseen unas buenas propiedades para la regulación de la glucosa en sangre, por lo que el procedimiento es muy utilizado en los tratamientos diabéticos de forma natural (especialmente en la cultura oriental).
Aveadivianza: ¿Qué pensáis que está haciendo este Cormorán? ¿le ha dado un jamacuco? ¿está en posición de alerta o postura intimidatoria? ¿Postura de cortejo sexual? ¿se está rascando? ¿secando?....

4 comentarios:

Conchita dijo...

La tierra prometida, el paraíso....mmmm...tú has estado allí ?? ya me dirás la dirección exacta porque siempre que decido ir allí me pierdo por el camino, incluso con GPS...
Por cierto, bonita foto y díficil postura la del pájaro, yo creo que le ha dado una contractura jugando al padel
abrazos...

Toñin dijo...

Yo voto porque va a estornudar...mmmmmh, cortejo nupcial tal vez?, el sexo masculino hacemos muchas cosas raras para llamar la atención del sexo femenino...

Conchigta dijo...

Ahora en serio, la foto es preciosa, y creo como Toñin que podría estar relacionado con el cortejo....ya nos sacarás de dudas

jarnaco dijo...

Sobre la solución a la adivinanza habrá que esperar un poco...he pensado realizar una entrada sobre ella y añadir otra foto con la escesa completa...
Sobre la tierra prometida y el paraiso creo que es una quimera y en realidad el paraíso está en el interior de cada persona, y consiste en sentirse feliz con lo que cada uno tiene o va consiguiendo. Lo que pasa que al ser el ser humano un inconformista por naturaleza nunca estaremos conformes con lo que tenemos y así dificilmente la encontraremos