Seguidores

miércoles, 9 de septiembre de 2009

¡Peligro Alta Tensión!

Alber Eintein decía que “no podemos resolver problemas usando el mismo tipo de pensamiento que usamos cuando los creamos" y algo parecido ha pasado con la red del tendido eléctrico que surcan todo nuestro territorio. En muchas zonas la vegetación arbórea ha descendido de manera alarmante y las aves se tienen que valer de las construcciones y elementos artificiales que el hombre ha creado para descansar, dormitar o utilizar como atalaya de caza. La mayoría de estas construcciones les hace vivir en un continúo peligro.
Eintein tenía razón y el pensamiento de trasladar la energía eléctrica de un lugar a otro escasamente ampliaba el resto de riesgos medioambientales y por lo tanto se basaba en este único fin perseguido. Ahora las soluciones no pueden proceder con el mismo pensamiento que usaron cuando se creó.
Se estima que el número de aves que mueren en España por causa de las colisiones con el tendido eléctrico y electrocución son de unas 4.500 a 5.000 aves, pertenecientes a unas 40 especies diferentes. Según un informe del Ministerio de Medio Ambiente, en las provincias con más información obtenida se estimó que la mortandad se produjo en unos 2,5 ejemplares por kilómetro de línea eléctrica y de unos 10 individuos por cada 100 apoyos. Debido a estos altos índices de siniestrabilidad, se estableció unas medidas para la protección de la avifauna contra la colisión y electrocución en líneas eléctricas de alta tensión Estas medidas están recogidas en la Aplicación del Real Decreto 1432/2008. El Real Decreto afecta a los tendidos de nuevas construcciones y a los ya existentes. Siendo su limitado ámbito de actuación a las Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPA) y a los ámbitos de aplicación de los planes de recuperación y conservación de especies incluidas en el Catálogo Español de Especies Amenazadas. Por lo que siendo una primera buena medida el Real Decreto no deja de ser muy limitado a las necesidades de las aves.
Si peligroso es el cableado eléctrico no lo es menos que los apoyos donde se tienden. En la mayoría de los casos su diseño no deja opción alguna y se ve claramente que no se ha pensado en las aves. Las fotos que acompañan a esta entrada no dejan lugar a la duda. Quizás pensaron en un primer momento que el hecho de que las torres o apoyos no dispusieran de lugares libres sería una medida de rechazo para las aves. Lo cierto es que las aves por naturaleza tienden a descansar en puntos altos donde se sienten más seguros, sin entender de electricidad o señales de Alta Tensión.
Viendo de forma amateur las diferentes constitución de los apoyos eléctricos me inclino a pensar qué “cualquier tiempo pasado fue mejor”, ya que no he visto ninguna torre que su forma garantice más seguridad que las que se instalaron en un primer momento de postes de madera y el cableado reforzado con la suficiente separación de la punta, que garantiza unos puntos adecuados para las aves (dentro de la peligrosidad).
No todas las construcciones son totalmente inapropiadas y quizás las que llevan un soporte superior en forma de trapecio son las menos peligrosas. Este modelo se denomina de “Alineación” mantiene suspendido los conductores. Parecen bastante peligrosos el resto: los de Amarre o Anclaje, los de Ángulo, los de Entorque o Derivación, los de Protección o Maniobra, e incluso los de Fin de línea.
En Aragón se ha establecido que Las líneas = 20 kV se considera la solución más adecuada la instalación de líneas con trenzados aislados. Se evitará el trazado por espacios naturales protegidos, ZEPAs, áreas críticas de nidificación, reposo y alimentación. En aquellas que dejen de prestar servicio, serán desmontadas, solo dejarán de ser desmontadas los apoyos que sean utilizados como puntos de nidificación por especies catalogadas.
La señalización del cableado con marcas visibles en lugares de paso de las aves es una medida bastante eficaz, para crear una visibilidad mayor al cableado.
Hay un estudio francés que está basado en la instalación de una turbina eólica en torres eléctricas, para trabajar como generadores eólicos. Si se llegara a aprobar, este “cepo” mortal se ampliaría. Lo atrayente del proyecto está en los resultados energéticos, pudiendo dar un rendimiento equivalente al 5% del consumo actual francés

No hay comentarios: